Crumble de fresas y frambuesas

Si el Dr Dukan estuviera en la tumba (y no en su isla privada, disfrutando de la jubilación anticipada y abanicándose con billetes de 100 dólares) probablemente se revolvería al leer esta historia.

¿Quién no ha probado a hacer la dieta Dukan alguna vez? Yo conseguí resistirme durante un tiempo, manteniéndome firme mientras todos a mi alrededor se atiborraban de palitos de cangrejo como si no hubiera un mañana y se les iban quedando grandes los pantalones. Sin embargo, reconozco que cuando mi madre empezó a usar la talla 42 flaqueé, y después de haber protestado, contra-argumentado y criticado al Sr.Dukan ante cualquiera que quisiera escucharme, acabé yendo a hurtadillas al Mercadona más cercano a comprarme un cuerpo nuevo.

Conseguí seguir la dieta durante exactamente dos semanas y de ese tiempo saqué:

  • Un odio profundo hacia la humanidad durante una semana y 6 días
  • Tres paquetes de queso fresco 0% caducando lentamente en la nevera (ahí siguen)
  • La conciencia de que se puede desear una hoja de lechuga tanto como un trozo de chocolate lo que pasa es que nunca antes te la habían prohibido
  • Un tarro de cristal lleno de avena decorando la encimera de la cocina

Con el tarro de avena llevaba tiempo queriendo hacer algo y aproveché que mi sobrina inglesa se quedaba en casa a dormir como excusa para hacer un “crumble”. En el crumble, la avena y la fruta son la excusa y lo que hace que mueras de placer son, como siempre, la mantequilla y el azúcar. En cualquier caso es un inventazo y otra prueba de que los americanos saben lo que se hacen en lo que a postres se refiere.

Para hacer esta receta seguí las indicaciones de Martha Stewart para el Apple-Cranberry crumble aunque con algunas modificaciones que creo ayudaron a hacerlo aún más rico. En vez del relleno de grosellas y manzana, para el mío usé la misma cantidad de fruta pero con fresas, frambuesas y media reineta. Para la superficie crujiente, usé avellanas ligeramente machacadas con un mortero en vez de nueces Pecanas (esto yo creo que es clave, lo más rico de la receta fueron las avellanas, iban de maravilla con las fresas) y en vez de canela añadí vainilla a la fruta cortada en trocitos. Lo serví caliente y acompañado de una bola de helado de vainilla que llevaba en el congelador más o menos el mismo tiempo que los paquetes de queso fresco 0% en la nevera.

Sin exagerar diré que es una de las cosas más ricas que he probado nunca. La fruta se convierte en una especie de sirope dulce, denso y con trocitos, la cobertura es crujiente y con sabor a nueces, el helado se derrite ligando todo en la boca y las frutas aportan el punto de acidez justo. Esto al menos es lo que sentí yo al comerlo. Mi sobrina en cambio lo probó, me sonrió, apoyó el cuenco sobre la mesa y me dio las “gracias pero es que no tengo mucha hambre ” (es muy inglesa y muy educada). Diez minutos después estaba tomándose unas Oreo delante de la televisión.

About barbacaos

Hola, me llamo Bárbara pero con un nombre así, que no se puede ni acortar en "Bar", ni en "Barba" ni en "Bárbara" (porque entonces no sería acortar) he acabado llamándome de las maneras más insospechadas desde "Barbacoa" hasta "Ruibarbo". De la combinación de estos dos nombres, que son a los que más cariño tengo porque me lo llaman mis amigas del colegio y las de la universidad, nació Ruibarbacaos. Ah, y lo de "caos" lo ha añadido quién me conoce bien… En este blog cuento historias, que es lo que más me gusta en el mundo, y mientras cuento historias cocino, alimento y como. Creo que no hay nada mejor que cocinar para dar de comer a otros o para uno mismo. Espero que estas historias os lleven lejos (o cerca, porque muchas son hacia dentro) y que las recetas os sirvan de inspiración para cocinar, alimentar y comer.

9 responses to “Crumble de fresas y frambuesas”

  1. vita says :

    La próxima vez, en vez de a tu sobrina, puedes invitar a tu tía que es poco british y muchísimo menos educada, pero sin embargo disfrutona.

    • barbacaos says :

      Mi primer comentario, qué ilusión tía Vita!🙂 Está claro que estas comedoras de pasta con tomate orlando no son mi mejor público… solo Leta sabe apreciar de verdad una sobredosis de azúcar!

  2. Coto says :

    Yo lo probé y aluciné, no es por apoyar el nacimiento de este nuevo blog, es la purita verdad, si me dan esto en un restaurante felicito al chef🙂
    A Lorenzo le gustó tanto que pidió cambio de pareja. Bueno, no fue así pero así suena más melodramático🙂

    • barbacaos says :

      Ahora que voy a tener ascensor (o una estructura de metal a medio montar para siempre en el hueco de la escalera) podemos hacer más domingos así! Que ya me sé yo que si tenéis que subir tres pisos de escaleras a la mínima me cambiáis por el Buenas y Santas!;)

  3. Juana Nelly says :

    Mooooola!!! probaré…

  4. Coto says :

    Yo ya lo he hecho dos veces para comidas de amigos y todos me han pedido la receta, está buenísimo y además es de esas recetas que si la haces sana: con harina integral y fructosa está igual de rica, y eso no pasa con todas las recetas. Así que dentro de los postres dulces es de lo más sano que puedes hacer. Gracias Ruibarba🙂

Trackbacks / Pingbacks

  1. Chai hindú de sobremesa « ruibarbacaos - January 16, 2013
  2. Recetario | ruibarbacaos - September 24, 2014

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: